El elixir contra la pobreza

Parece que el actual gobierno boliviano ha encontrado la receta perfecta o el elixir mágico para salir de la pobreza. Es muy sencillo. Lo único que hay que hacer es transformar, a través de decretos supremos, bienes económicos (aquellos que son producidos con recursos escasos y por lo tanto tienen un costo positivo) en bienes libres o gratuitos (!). Cómo no se nos ocurrió antes?

Hace un par de días la Ministra de Cultura, Zulma Yugar, presentó un decreto en el que se norma que los eventos culturales no pueden negociar contratos exclusivos con los medios. La transmisión de estos eventos debe ser libre (lease gratuita) por considerar la ministra que estos eventos son “patrimonio nacional.” Resultado: los folkloristas no podrán pagar los costos de organizar dichos eventos culturales y estos corren el riesgo de no ser producidos.

Ahora es el flamante Viceministro de Deportes, el recordado lateral derecho Miguel Ángel Rimba, el que hará uso de la varita mágica. De acuerdo a esta entrevista, una de sus prioridades es normar que el mundial de fútbol de este año se transmita no por cable sino por canal abierto (lease gratuitamente) en el territorio boliviano. Una vez más, la idea es transformar un bien que normalmente es costoso, en gratuito y así ahorrarle plata al aficionado futbolero.

Ya se imaginarán cuales serán las “consecuencias involuntarias” de la anterior norma. Si la orden o el decreto es impedir la transmisión por cable, lo más probablemente es que las empresas que pensaban comprar los derechos del mundial para Bolivia ya no tengan los incentivos para hacerlo. Perderían plata. Así, el mundial no se vería en Bolivia ni en canal abierto ni en cable. Si el gobierno “negocia” con estas empresas para poner la señal en canal abierto, lo que ultimadamente pasará es que el gobierno deberá comprar los derechos de la señal. Y con qué plata? Con la plata de todos los bolivianos por supuesto. Resultado, los bolivianos (futboleros y no futboleros)  terminarán pagando por ver el mundial con sus impuestos.

Una vez más: nada es gratis y las políticas populistas no pueden cambiar ese hecho usando decretos.

Advertisements

2 comments

  1. Tristemente, en Argentina hicieron algo parecido con los partidos de fútbol locales. Ahora todos los Argentinos, podemos ver fútbol “gratis”.
    Simplemente el Gobierno tuvo que pagar unos 600 millones de pesos para que eso pase, por un período de 1 año, con la posibilidad de que dure 10 años el acuerdo entre la AFA y el Gobierno Argentino; me imagino que todos los años serán 600 millones por lo menos.
    ¿De dónde sale esa plata? No sé. Pero sí sé quienes van a tener que pagar por ese “beneficio” de ver fútbol gratis en nuestra Nación.
    Citando a evonomics: “Una vez más: nada es gratis y las políticas populistas no pueden cambiar ese hecho…”

    1. Buen punto. Al parecer el mal no es solo boliviano. Al menos la liga argentina es un poco (solo un poco) más competitiva que la boliviana…

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s